Búsqueda

Anuario 2008

El obispo de San Isidro, monseñor Jorge Casaretto, exhortó a "empezar a buscar salidas" frente a la problemática de la adicción a la droga y al juego, porque, advirtió, es "un mal que nos está matando" a los argentinos.

En una carta pastoral, el prelado invita a reflexionar sobre esta problemática, porque, sostuvo, las estadí­sticas nos hablan de un consumo cada vez más precoz y masivo de drogas y alcohol, y los distintos informes nos dicen que nuestro paí­s hace tiempo que dejó de ser un paí­s de tránsito, para transformarse en un lugar de alto consumo de sustancias tóxicas, en particular de cocaí­na, marihuana y paco".

"Las noticias nos muestran casi a diario la magnitud del problema. Bandas enfrentadas, zonas tomadas por los narcotraficantes, cargamentos de sustancias cada vez más importantes, empleo de jóvenes y niños en la distribución, adolescentes y adultos que mueren por sobredosis. Los mercaderes de la muerte hacen su negocio con la vida de nuestros niños y jóvenes", precisó.

Tras señalar que con alguna frecuencia me llegan noticias de que agentes de la distribución de drogas en los barrios pobres regalan muletas, sillas de ruedas o remedios para ganar voluntades y asimismo le pagan a la gente por esconder la droga en sus casas o avisar sobre movimientos de la policí­a o de la justicia", interpeló: Imaginen ustedes qué tentación tan grande, en una situación de pobreza extrema que a uno le paguen altas cifras por no hacer nada, solo cuidar y avisar".

Asimismo, sostuvo que un hecho elocuente de la inquietud que existe entre la gente, es que, en una reciente misión, al preguntar sobre qué les preocupaba, al tope de la lista estaba "que mi hijo o hija no caiga en la droga", para detallar qué es lo que lleva a desarrollar conductas adictivas y explicar la dinámica del mal".

+ Info y documento completo en nuestro sitio web

Acep News 2.1

Suscribite a nuestro Newsletter

Log in